Logística 4.0: ¿qué es y qué ventajas tiene?

La logística es uno de los sectores que mayor relevancia está tomando en los últimos años como consecuencia del auge y aumento del comercio electrónico. Sin embargo, frente a lo que se podría denominar como logística tradicional, recientemente se está imponiendo un nuevo modelo, más digital y mucho más eficiente en todos los sentidos: la logística 4.0.

logística 4.0

Qué es la logística y qué importancia tiene en el comercio actual

Se entiende por logística el conjunto de medios y actividades necesarios para que una empresa pueda funcionar. De hecho, en el terreno del comercio, se trata del conjunto de actividades que permiten que el producto o bien de servicio que ofrece una empresa pueda llegar desde el productor al cliente final, lo que depende de muchos agentes implicados y que deben trabajar de manera coordinada para que esto pueda ser posible.

Ebook gratuito: 5 beneficios de la tecnología para  aumentar tu productividad logística

Por otro lado, hay que tener en cuenta que el auge y expansión del comercio electrónico ha hecho de la logística uno de los sectores clave en el comercio actual. Si tradicionalmente el cliente final acudía directamente a la tienda a comprar un producto, cada vez son más los que hacen uso de las nuevas tecnologías e Internet para comprar productos de todo tipo, desde tecnología y ropa a la cesta de la compra o incluso vacaciones. Todo esto hace que la logística implicada en hacer llegar el producto al cliente final se haya incrementado, teniendo que solucionar diversos problemas y superando distintos retos a los que se ha tenido que enfrentar. Sin embargo, en los últimos años y gracias al auge de nuevas tecnologías, se está asistiendo a la aparición de una nueva dimensión de la logística: la logística 4.0.

Logística 4.0: logística en la era digital

Se puede definir la logística 4.0 como la logística que usa los medios digitales, propios de la cuarta revolución industrial, en el desarrollo de sus actividades. Esto se puede llevar a cabo gracias a la aplicación de tecnologías concretas, como puede ser el uso de la nube en procesos logísticos, que permiten que el flujo de datos necesario para que se pueda hablar de logística 4.0 sea un hecho real y aplicable a la problemática diaria de este tipo de empresas.

En este sentido, uno de los elementos de los que se vale la logística 4.0 es el Big Data. Es decir, la obtención, gestión y utilización de datos masivos que permiten un flujo constante de información relativa a las actividades logísticas que se llevan a cabo. Por ejemplo, la aplicación de la tecnología Big Data a la logística permite, entre otras cosas, una lectura completa del servicio que se da en una empresa de logística, ya que constituye el principio necesario para establecer bases de datos cruzados que permitan mejorar la calidad del servicio y la satisfacción del cliente.

Otro ejemplo importante de tecnología que se suele aplicar cuando se habla de logística 4.0 es el IoT (Internet of Thing), también conocido como Internet de las cosas. En este caso, se trata de la conexión de elementos que forman parte de la labor diaria de una empresa de logística, y que permiten obtener los datos que después serán gestionados en tiempo real y con aplicación inmediata. Un buen ejemplo de la aplicación IoT al mundo de la logística 4.0 se encuentra en la conectividad aplicada a los vehículos de reparto. Al contar con vehículos conectados en tiempo real, se puede conocer el lugar exacto del vehículo, lo que permite conocer también el tiempo restante para completar el reparto, así como si ha existido una incidencia concreta y el tiempo que se tardará en subsanarla.

Estas tecnologías, así como otras que caracterizan y hacen evolucionar constantemente la logística 4.0 en la era digital, ofrecen ventajas tanto a las empresas de logística como a los clientes, puesto que se consigue ofrecer un servicio más eficiente durante toda la cadena de suministro, lo que finalmente repercute de forma positiva en la experiencia final del cliente.

Nueva llamada a la acción